Arranca torneo boliviano de fútbol con problemas entre dirigentes y jugadores

Arranca torneo boliviano de fútbol con problemas entre dirigentes y jugadores

Compartir

El campeonato de fútbol 2021 de Bolivia arrancó este martes con problemas, debido a que dos de los tres partidos programados fueron suspendidos por los jugadores por irreconciliables diferencias entre su sindicato de futbolistas Fabol y la Federación Boliviana de Fútbol (FBF).

Para la primera fecha estaban programados los partidos Real Santa Cruz-Wilstermann, Nacional-The Strongest y Blooming-Guabirá, pero sólo se disputó el segundo.

Fabol reclama a varios clubes y a la FBF el pago de deudas por salarios correspondientes al año pasado y se opone al funcionamiento de un flamante Tribunal de Apelaciones, al que consideran ilegítimo.

El presidente de Wilstermann, Grover Vargas, afirmó, tras el frustrado encuentro contra Real Santa Cruz, que “yo acepto que los jugadores tengan una postura firme en apoyo a su gremio, pero lo que no se tiene que perder es el esfuerzo de los presidentes” para reiniciar el torneo.

Se quejó que si no comienza el campeonato no se pueden pagar deudas. La FBF apuesta principalmente a que una empresa privada de televisión pueda cubrir las necesidades financieras de los equipos.

Paniagua, citado por el diario Los Tiempos, dijo que los jugadores “son los que tienen que hacer respetar sus derechos, porque si no, no van a volver cobrar nunca más”.

Para el miércoles se tienen programados dos partidos (San José-Palmaflor e Independiente-Oriente Petrolero) y para el jueves otros dos más (Aurora-Royal Pari y Tomayapo-Always Ready), pero no hay certeza de que se realicen.

La FBF programó para este año un solo torneo con 16 equipos culminará en diciembre.

jac/cl

Dejar una respuesta