Adiós a las ‘locuras’ de Rolando Serrano, una de las leyendas del...

Adiós a las ‘locuras’ de Rolando Serrano, una de las leyendas del fútbol colombiano y abuelo de Camila Osorio

Compartir
Rolando Serrano es recordado como uno de los mediocampistas más fuertes de la primera generación de Colombia que jugó un mundial. Imagen: originales tomadas de Historias Contadas y Millonarios, 50 años de gloriosa historia.
Rolando Serrano es recordado como uno de los mediocampistas más fuertes de la primera generación de Colombia que jugó un mundial. Imagen: originales tomadas de Historias Contadas y Millonarios, 50 años de gloriosa historia.

El fútbol colombiano está de luto, una estrella que hizo historia en el balompié nacional dejó de brillar. El exfutbolista Rolando Serrano, mejor conocido como el loco falleció en la ciudad de Cúcuta a sus 83 años de edad. Dejando un legado futbolístico en la historia de este país, Serrano será recordado por siempre como el mediocampista que se ganó los corazones de aquella generación afortunada de verlo jugar.

Rolando es mejor recordado como uno de los futbolistas que hizo parte del primer plantel de Colombia que jugó un mundial. El loco puso su nombre en la plantilla que viajó a Chile para disputar el certamen en 1962 bajo las órdenes del director técnico argentino Adolfo Pedernera. Durante el torneo, Serrano logró iniciar de titular dos partidos de la fase de grupos, incluyendo el encuentro histórico contra la Unión Soviética, la campeona vigente, en el que Colombia remontó a la potencia europea con un resultado de 4-1 en contra para cerrar el marcador en tablas (4-4).

En el fútbol nacional, Rolando también es recordado con cariño. Debutó con el Cúcuta Deportivo en 1957, luego de haber hecho unas pruebas con Independiente Santa Fe, aunque no duraría mucho en el equipo Motilón, ya que en 1961 el mismo Adolfo Pedernera (quien luego sería D.T. de la selección) se lo llevó para el América de Cali. Allí jugó hasta el 63 donde regresó al Cúcuta por un corto periodo de tiempo. Posteriormente pasaría por las filas del Unión Magdalena entre el 64 y 65 para luego arribar en el 66 a tierras capitalinas, donde vistió la camiseta de Millonarios.

Bajo la casaca albiazul el loco firmó una de las historias que no muchos futbolistas pueden llegar a contar. En un partido amistoso entre los Embajadores y el club Santos de Brasil, Rolando tuvo la tarea de marcar a nadie más y nadie menos que al rey del fútbol, Pelé. Lo increíble de este momento fue que Serrano opacó magistralmente al brasileño, siendo tan efectivo en su marca que algunos periodistas mencionaron: “Vinimos a ver a Pelé y terminamos viendo a Rolando Serrano”.

Le puede interesar: Sebastián Villa al estrado: confirman fechas del juicio oral para el caso de violencia de género contra Daniela Cortés

Finalizada su etapa con Millonarios, jugó en 1969 con el Junior de Barranquilla, luego salió al exterior en 1971 para jugar en Venezuela y finalmente cerró su ciclo como jugador profesional en 1972 con el equipo que le dio la primera oportunidad, el Cúcuta Deportivo. Aun así no se desligó del fútbol por completo, luego de su retiro incursionó en la dirección técnica y llegó a ser el estratega de los Motilones en 1981, 1982, 1985 y 1990.

De la generación de futbolistas colombianos que participó en la primera copa mundial para el país los únicos que se mantienen con fuerza en vida son: Eusebio Escobar, Adelmo Vivas, Hernando ‘Moño’ Tovar y Jairo ‘Niño’ Arias. Mientras que Serrano se encontrará en el cielo con sus viejos compañeros de equipo como Efraín ‘Caimán’ Sánchez, Marino Klinger, Ignacio ‘El Loco’ Calle, Jaime ‘Charol’ González, Canocho Echeverry, Cobo Zuluaga, Adolfo Pedernera, Jaime Silva, Óscar López, Carlos Aponte, Ignacio Velitas Pérez, Antonio Rada, Héctor ‘Zipa’ González, Aníbal ‘Mocho’ Alzate, Marcos Coll, Delio ‘Maravilla’ Gamboa y Hemán ‘Cuca’ Aceros.

El legendario legado deportivo de Serrano

El nacido en Pamplona dejó mucho más que su huella en el balompié colombiano, gracias a sus raíces genealógicas el loco fue uno de los artífices para la creación de un nueva generación de deportistas exitosos bajo su apellido. Tal vez resuene en algunos el nombre de María Camila Osorio Serrano, la mejor tenista clasificada del continente sudamericano en el ranking de la WTA. Resulta que la ganadora de la Copa Colsanitas (2021) y la colombiana que más lejos ha llegado en el famoso torneo de Wimbledon (octavos de final) es la nieta del futbolista.

Aparte de María Camila, su hija Adriana fue basquetbolista, y su nieto, Sebastián Osorio, alcanzó a jugar fútbol profesional con Fortaleza y Alianza Petrolera.

SEGUIR LEYENDO:

Boca Juniors tendría en su carpeta a James Rodríguez para incorporarlo lo antes posible

Carlos Ramírez, el mejor colombiano en la Copa Mundo de BMX que se realizó en Países Bajos

Dejar una respuesta